Las experiencias extra corporales como el viaje astral data de una técnica  muy antigua de la cual aunque muchos no lo crean trae algunos riesgos  para quien las ejecuta en tanto que al ingresar al mundo del viaje de la conciencia a otras dimensiones la vuelta a casa al mundo real  puede ser obstruida de diferentes formas si no existe un conocimiento pleno de lo que se está haciendo, de ahí la importancia de conocer no solo como iniciar en la entrada del viaje astral, sino también las formas de salida que indican el cómo volver.

Ahora bien, se hace importante anotar que este viaje representa una salida del espíritu del cuerpo físico,  sensación que para muchos especialistas en el tema se relaciona con el desdoblamiento que ocurre al soñar, pues en algunas ocasiones abras experimentado estar en  lugares distintos a los que vives, e incluso a los que conoces, con capacidad de trasportarte al pasado o futuro, logrando visualizarte como tu u otra persona específicamente. Un desdoblamiento al que de manera inconsciente ingresas sin uso de técnica alguna y que de forma natural sales como por arte de magia al terminar la hora de dormir.

Un viaje astral a una dimensión diferente que si logras realizar mediante una técnica particular en un estado consiente tendrá que ser relacionada con procedimientos expertos de entrada y salida en el que la relajación del cuerpo y la imaginación deberán estar a flote en ti para lograr realizar tu objetivo.

Para lograr hacer efectiva la técnica escoge un día de fin de semana preferiblemente

Duerme de 6 a 7 horas antes de realizar el viaje

Posteriormente después del descanso procede a relajar tu cuerpo en una posición cómoda boca arriba  para evitar dormirte de forma muy rápida e inconsciente.

Mantente relajado pensando fijamente en el viaje astral, en los objetivos que quieres lograr  y teniendo siempre en claro la que vas hacer en el desdoblamiento, para que cumplidas dichas metas y/o actividades salgas sin problema alguno.